Un ensayo aleatorio ha descubierto que los programas de ejercicio y pérdida de peso basados en vídeo y administrados por telemedicina con apoyo educativo en línea mejoraron el dolor y la función en personas con artrosis de rodilla y sobrepeso u obesidad.

La intervención que incluía un componente dietético confería modestos beneficios adicionales en cuanto a dolor y función y conducía a una pérdida de peso sustancial, según publican sus autores en la revista «Annals of Internal Medicine».

La artrosis es un importante problema de pública en todo el mundo. Cuando aparece en la rodilla se asocia comúnmente con el sobrepeso y la obesidad, que agravan el dolor y la discapacidad, aceleran la progresión de la enfermedad y aumentan la probabilidad de requerir una costosa cirugía de rodilla.

Investigadores de la Universidad de Melbourne, en Australia, reclutaron a 416 personas con dolor de rodilla persistente para participar en el ensayo «Better Knee, Better Me». Los pacientes fueron asignados aleatoriamente a uno de los dos programas de telesalud de 6 meses de duración, uno con y otro sin intervención dietética, en comparación con un grupo de control que sólo recibió información.

Durante el ensayo, los participantes de los grupos de intervención recibieron apoyo de fisioterapeutas y dietistas a través de y dispusieron de un conjunto de recursos educativos en línea. Los del grupo de ejercicio más dieta también recibieron sustitutivos de las comidas para que pudieran mantener una dieta cetogénica baja en calorías.

Mejoras significativas

A los 6 meses, los investigadores descubrieron que, en comparación con el grupo de control, los participantes en ambos programas experimentaron mejoras significativas en el dolor de rodilla, la función física y la calidad de vida, que se mantuvieron a largo plazo.

En comparación con el programa de sólo ejercicio, el programa combinado de ejercicio y dieta produjo beneficios adicionales, como una mayor reducción del dolor, mayores mejoras en la función física, menor uso de medicamentos para el dolor y una pérdida media de peso de 10 kilos libras durante el programa de 6 meses.

Según los investigadores, estos sugieren que los programas de telesalud representan formas potencialmente escalables y accesibles para que las personas con artrosis de rodilla reciban las intervenciones recomendadas.

Compártelo con tus amigos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.