La vicepresidenta primera y titular de Economía, Nadia Calviño, defendió este lunes que en asuntos como la negociación de la reforma laboral, «el Gobierno tiene que hablar con una sola voz» y defendió la labor de «coordinación y cooperación» que el presidente del Gobierno le ha otorgado, por encima de las tareas que ha venido desempeñando hasta ahora la vicepresidenta segunda y titular de Trabajo, Yolanda Díaz.

Según explicó Calviño en una rueda de prensa conjunta con el comisario europeo de Asuntos Económicos, Paolo Gentiloni, la negociación con los agentes sociales para «la modernización» del mercado laboral entre en «una fase decisiva» en la parte final del año por el compromiso asumido ante la Comisión Europea de aprobar una nueva legislación antes de que acabe el año. En esta fase, según Calviño, «es muy importante que la visión de todos esté representada», en alusión a los cinco ministerios implicados por la reforma laboral (Trabajo, Economía, Hacienda, Inclusión y Educación).

Noticias relacionadas

Calviño y Gentiloni comparecieron en rueda de prensa tras participar ambos en el seminario ‘Seguimiento de la recuperación: más allá del PIB’, organizado por el Ministerio de Economía, pero todas las preguntas giraron casi de forma monográfica sobre las tensiones entre los dos socios del Gobierno (PSOE y Unidas Podemos) por la reforma laboral. Calviño se remitió a las palabras que acababa de exponer el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en la clausura del seminario donde enfatizó el compromiso de «todo el Gobierno» con la «modernización» del mercado laboral y con una negociación colectiva «más equilibrada».

El comisario Gentiloni evitó entrar en «polémicas internas» de la política española y se limitó a expresar que «no existe una gran preocupación» en la Comisión Europea sobre que España cumplirá con la reforma laboral comprometida con la UE dentro del Plan de Recuperación como una de las condiciones para acceder a los fondos europeos, cuyo primer desembolso (10.000 millones) se decidirá en las próximas semana, según dijo. Gentiloni recordó que lo que la UE espera de España en materia laboral son medidas que pongan freno a la dualidad del mercado laboral y a la precariedad y que modernicen la negociación colectiva de los salarios.

Compártelo con tus amigos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.