Preocupación en el Palacio de Cibeles. Mientas que el regional encabezado por Isabel Díaz Ayuso ha cerrado este martes un acuerdo para aprobar los presupuestos autonómicos con Vox, en el Consistorio de la capital José Luis Martínez-Almeida ve que los de Javier Ortega Smith no se quieren sentar a negociar del mismo modo. Si no hay nuevos presupuestos municipales para 2022, no se podrán llevar a cabo las bajadas de impuestos previstas por más de 65 millones, las mejoras de las plantillas y las instalaciones de la Municipal, Bomberos y Samur, y decenas de nuevas inversiones.

Fuentes municipales consultadas por OKDIARIO lamentan que el grupo municipal de Vox se niegue en rotundo a mantener reuniones privadas para trasladar sus líneas rojas. En la Comunidad de Madrid, Rocío Monasterio ha señalado claramente sus prioridades: educación gratuita de 0 a 3 años, reducción del presupuesto de Telemadrid o la auditoría sobre el funcionamiento de los centros de menas. Sin embargo, en el ámbito municipal el PP no tiene noticia de los de Santiago Abascal.

En Cibeles temen que esta negativa sea parte de un plan de ámbito nacional para marcar distancias con el PP. No obstante, lamentan que, en ese caso, las preferencias de pasarían por los intereses del propio partido en lugar del de los madrileños. Recuerdan que el proyecto de cuentas municipales va en total sintonía con el acuerdo de investidura que firmaron en 2019. También peligran las ayudas que permiten su labor solidaria a Cruz Roja, Cáritas, Mensajeros de la Paz, Plena Inclusión y otras entidades religiosas y de discapacitados. También caerían subvenciones a entidades como el Museo del Prado, el Real y la Real Academia de la Lengua.

El alcalde ha declarado en el Pleno municipal que se está generando «su propio cordón sanitario» al negarse a sentarse a negociar. En este mismo sentido, Almeida reprocha las críticas de Ortega Smith sobre supuestos pactos con Recupera Madrid, los cuatro ediles que formaban el núcleo duro de Manuela Carmena el pasado mandato.

Manuela Carmena con los ediles de Recupera Madrid, Marta Higueras y Felipe Llamas. (Foto: RM)

El regidor ha acusado a Javier Ortega Smith de «apuntalar» las políticas de izquierda en la capital por haber votado con Recupera Madrid en 25 ocasiones. «Ha habido 81 votaciones desde que está el Grupo Mixto. Con ellos han votado 25 veces, y nosotros (PP y Cs), 17. ¿Por qué ha venido a apuntalar las políticas de la izquierda? ¿Por qué vota más con los comunistas que nosotros?», ha esgrimido desde el salón de Plenos.

Por su parte, Ortega Smith ha respondido que en las votaciones del Pleno han sido «fieles» a su «compromiso». «Si eran buenas, las hemos apoyado con independencia de quién las ha presentado», ha subrayado.

En todo caso, a preguntas de la prensa, Ortega Smith ha adelantado que su grupo municipal ve «muy difícil» apoyar el proyecto de presupuestos municipales al considerar que está condicionado por la izquierda, «por las políticas de Manuela Carmena». También ha avisado de que, en todo caso, cualquier negociación será «con luz y taquígrafos». A esto, Almeida se ha preguntado si las reuniones de los equipos de Ayuso y Monasterio con discreción no son válidas para Ortega Smith.

«Luz y taquígrafos»

El edil de ha acusado a Almeida de caer en la «mentira» porque no es que ellos se nieguen a negociar los presupuestos, es que en lo hacen «donde corresponde, en el grupo y con luz y taquígrafos en las comisiones y pleno».

«No vamos a negociar a puerta cerrada, en un despachito, como han hecho con el Grupo Comunixto [Grupo Comunista Mixto]». «No les vamos a apoyar unos presupuestos condicionados por políticas de Manuela Carmena, por el Grupo Comunixto ilegal, como lo declararán los tribunales», ha remarcado. En esta línea, pide que los cuatro concejales de Recupera Madrid «devuelvan el dineral que están costando».

Así, el edil insiste a Almeida de «no cuente con en este viaje agarrado al brazo de los comunistas de Carmena». Incluso ha cifrado en un millón de euros lo que supone la constitución del Mixto, «un atraco» y más «para un grupo que nadie ha votado».

Acerca del apoyo de Rocío Monasterio a las cuentas regionales, Ortega Smith ha opinado que ese es el «mejor ejemplo de que es responsable». «Cuando los presupuestos son buenos para los madrileños los apoyamos con enmiendas pero cuando, como en Andalucía, siguen queriendo financiar chiringuitos de la izquierda, no cumplen los acuerdos o, como parece en Madrid, no los vamos a apoyar», ha avisado a Almeida.

Compártelo con tus amigos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.