El presidente de ATA, Lorenzo Amor, ha calificado este lunes como un «fracaso» el plan de ayudas directas a empresas y autónomos puesto en marcha por el y ha advertido de que la mayor parte de las comunidades autónomas, 15 de las 17, van a tener que devolver entre el 50% y el 60% de los fondos recibidos.

Amor ha denunciado que sólo se han salvado las comunidades de Canarias y , donde las condiciones especiales que se establecieron para ellas han permitido que este plan de ayudas no sea un fracaso. En el resto de comunidades, las peninsulares, estas ayudas no han funcionado porque los requisitos establecidos en la ley han obstaculizado su acceso.

Así, según Amor, «en el mejor de los casos» sólo el 20% de los han podido solicitar estas ayudas. «Esto se debe a que había que presentar gastos y hay muchas actividades de que no han trabajado, como guías turísticos, fisioterapeutas, psicólogos… Son actividades que no tienen gastos propios de la actividad», ha indicado.

Estas «trabas» para acceder a las ayudas directas se han dado prácticamente en todas las comunidades autónomas, ha denunciado el presidente de la asociación de autónomos, que «espera y desea» que el pueda lanzar una nueva línea de ayudas para compensar gran parte de las pérdidas que ha soportado el tejido empresarial durante la crisis del Covid.

Compártelo con tus amigos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.