El sector de la música y del ocio nocturno vuelve a sentirse estigmatizado

Lluís Torrents, director de la sala Razzmatazz y actual de la Asacc, la asociación que reúne a las salas privadas de en vivo catalanas, no puede ocultar su malestar e impotencia, al saberse que «la noche del jueves y viernes ya no abriremos los locales musicales y dedicados al ocio nocturno. Estas medidas y el posible van a servir para muy poco p en todo caso para agravar la situación actual».

Como se sabe, las medidas anunciadas sobre el ámbito de la cultura y la reducción del aforo al 70 por ciento del aforo se refiere a teatros, cines y auditorios. Y con auditorios hay que incluir el Auditori, el Palau de la o el Palau de la Música, donde el público está sentado. Es decir, el 70 por ciento de las butacas.

 





Y como representante de 82 salas de que llevan la al vivo en los escenarios catalanes, Torrents aclara que «si nuestras salas pusiéramos sillas, solo podríamos hacer conciertos, el aforo de los conciertos bajaría mucho y lo que acabaría ocurriendo, como ya se ha visto en el pasado, es que tendríamos que cerrar porque económicamente sería inviable seguir abiertas».  Las nuevas medidas será efectivas el viernes a las 00.00 horas

Este anuncio de la Generalitat implica que todas las salas de conciertos cierran excepto algunos espacios como, por ejemplo, la Barts que no es  específicamente de ocio nocturno, si que tiene una multilicencia, lo que le permite hacer conciertos con gente sentada al setenta por ciento.

Las nuevas medidas afectan, pues , a las actividades musicales en espacios cerrados y con público de pie. Y aquí se incluye salas de en vivo, bares musicales o discotecas, es decir, las que desarrollan técnicamente «actividades recreativas musicales»

Estas medidas en principio son para quince días pero prorrogables y allí está el motivo de la gran queja de estas salas, «porque tiene toda la pinta de que se va a alargar porque la incidencia que esto va a tener en a es bajísima. Porque solo afecta a la gente joven que sale de noche, y eso es menos de un diez por ciento de la población», se queja Torrents.

 



Y recuerda que «durante todo lo que llevamos de pandemia, que son seis olas, durante las cinco primeras, el y todas las salas de conciertos y clubes han estado cerrados. Es decir, no hemos tenido ninguna responsabilidad ni incidencia en las otras cinco olas. Nosotros abrimos hace dos meses y no hubo ningún repunte de infectados para nada; ahora lo hay por el ómicron y lo único que se cierra somos nosotros. Es de locos». Y concluye: «volvemos estigmatizar al sector, a la gente joven y a ser los sospechosos habituales. Además, estas medidas no evitarán que la gente salga, se reúa, se divierta, baile… no un modo totalmente incontrolado. O sea, un desastre».

Alberto Guijarro, máximo responsable dela sala Apolo, no oculta su preocupación por el primer y directo afectado de estas medidas que son los entre 180 y 200 trabajadores que dependen.

«El personal está muy deprimido». Porque este anuncio restrictivo, aplicable durante quince días, implica el cierre de las diferentes salas que en estas fechas navideñas son especialmente rentables. Y por no hablar de conciertos con la gente sentada, porque en ese caso los promotores cancelan la mayoría de conciertos.

Especialmente escaldado está Joan Mas, cabeza responsable de salas emblemáticas como Jamboree o Tarantos. «Estas medidas prácticamente solo afectan a las discotecas, y tendré que cerrar, y me encontraré que además de crédito de millón y medio de euros  que pedí al principio habrá que sumarle las pérdidas de ahora».

 



En su caso, la sala Jamboree puede seguir ofreciendo conciertos, pero en los últimos tiempos las actuaciones en vivo tanto en Jamboree pero sobre todo de flamenco en Tarantos habían bajado mucho, y eso quedaba compensado con lo que ingresaba más tarde como discoteca.

El panorama no lo ve nada alentador, porque «estos quince días que anuncian sea alargarán y al final me  veré obligado a acerrar sine die».

 



Поделитесь этим с вашими друзьями (Compártelo con tus amigos)

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован.