Aunque durante mucho tiempo no hagamos uso de conocimientos como éste, lo cierto es que tener la capacidad de calcular volúmenes por nosotros mismos puede ser importante cuando menos lo esperamos y es por eso que vamos a enseñarte a cómo calcular el volumen de un cubo.

Evidentemente, se pueden calcular los volúmenes de cualquier forma, pero en el caso del cubo hablamos de una de las más relevantes, considerando que hay muchos elementos en la vida cotidiana que tienen esta forma característica, y sobre los cuales seguro querrás actuar.

¿Qué es el volumen del cubo?

Cuando hablamos del volumen del cubo, nos estamos refiriendo a calcular el espacio tridimensional que ocupa el objeto. En este caso un cubo, claro, aunque aplica a cualquier otro que nos interese.

El volumen de todos los elementos puede medirse y expresarse a través de números, y el valor que se obtiene es el que nos indicará cuál es el espacio que ocupa, por lo que así podremos saber rápidamente si cabe en el lugar donde pretendemos introducirlo, o si está grande.

Entonces, se intenta calcular el volumen de un cubo, esa figura de rectángulo regular según la definición matemática o, lo que es igual, un cuadrado con altura y longitud.

Fórmula para calcular el volumen de un cubo

Para calcular el volumen de un cubo, primero debemos contar con algunos datos, como por ejemplo el área de su base, la que será multiplicada por la altura para dar con el resultado definitivo.

Y para calcular el área de la base, se debe medir uno de los lados del cubo con una regla o metro, elevándolo al cuadrado. Si el lado mide dos centímetros, al elevarse al cuadrado, la base dará un resultado de cuatro centímetros cuadrados, con lo que tenemos la información inicial necesaria.

Los cuatro centímetros cuadrados serán multiplicados por la altura que, supongamos, también es de dos centímetros, en un cubo perfecto. El resultado sería, por ende, de ocho centímetros cúbicos, y ya no cuadrados, porque ahora estamos considerando las tres dimensiones del objeto analizado.

Entonces, si estamos en presencia de un cubo perfecto, conocer uno de sus lados será suficiente para descubrir su volumen total. Si el cubo no es perfecto, y es más o menos alto, tendremos que modificar el cálculo de la altura, para que la cifra del volumen sea exacta. En conclusión, la fórmula sería algo así como lado x lado x lado.

Compártelo con tus amigos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.