Investigan la muerte de un bebé de cinco meses, cuyos padres han sido detenidos en Zaragoza

El pequeño se encontraba hospitalizado desde el pasado 4 de noviembre a donde llegó en parada cardíaca, con hipoxia y daño cerebral

Zaragoza
Sala de Urgencias del Hospital Materno-Infantil de Zaragoza.HOSPITAL MATERNO INFANTIL DE
El Grupo de Homicidios de la Jefatura Superior de Policía de Aragón investiga la de un bebé de cinco meses, cuyos padres han sido detenidos.

El pequeño llegó al hospital Materno Infantil de en parada cardiaca, con hipoxia (deficiencia de oxígeno en la sangre, células y tejidos del organismo) y daño cerebral.

Ingresó en la Uci, pero, debido a la gravedad de las lesiones, no pudo superarlas y acabó muriendo.

Según publica este viernes El Periódico de Aragón, los hechos tuvieron lugar el pasado mes de noviembre, pero no habían trascendido hasta ahora por encontrarse el caso bajo secreto de sumario.

Se está a la espera de una serie de diligencias e informes que serán remitidos al Juzgado de Instrucción número 8 de Zaragoza, que es el que dirige la investigación.

de alarma la dieron los sanitarios del citado hospital cuando comprobaron que las lesiones que presentaba la víctima contrastaban con su historial de bebé sano y con las explicaciones que la pareja estaba dando sobre lo que había ocurrido.

Ante tales circunstancias, tal y como marca el protocolo, los médicos emitieron un parte al juzgado que, a su vez, lo activó al Cuerpo Nacional de Policía.

El arresto de los padres, vecinos de y de origen paquistaní, se produjo el pasado 10 de noviembre cuando los agentes certificaron que hace cinco años perdieron a una niña de 11 meses.

A ello se añadió que la principal hipótesis que barajan los progenitores era que el menor hubiera sufrido el conocido como síndrome del bebé zarandeado o sacudido.

Agentes del Grupo de Homicidios arrestaron en el propio hospital a la madre, de 30 años, como supuesta autora de un delito de asesinato en grado de tentativa, mientras que al padre, de 39 años, se le imputa un delito de lesiones graves en el marco de los malos tratos en el ámbito familiar.

Ambos fueron puestos a disposición judicial, cuya jueza de guardia acordó el ingreso de la madre en prisión, donde se encuentra en la actualidad, mientras que el padre quedó en libertad con medidas cautelares.

La pareja tiene otros dos niños más que están bajo la custodia de la abuela materna mientras que los Servicios Sociales del de Aragón están supervisando a los menores.

Поделитесь этим с вашими друзьями (Compártelo con tus amigos)

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован.