Juana de Arco y las supuestas voces que la guiaban

Juana de Arco, conocida como ‘la Doncella de Orleans’,  es una figura histórica que despierta la curiosidad de todos. La historia de las voces extrañas que la guiaban  ha dado lugar a debates y discusiones.

Hija de campesinos, su niñez estuvo marcada por la Guerra de los Cien Años, que enfrentó a Ingleses y franceses.  Juana de Arco se convirtió en una heroína que participó en la guerra. ¿Cómo pudo una adolescente campesina saber de estrategias y de guerras?  Ella decía que oía voces que la guiaban. Siguiendo esas voces, logró conducir al ejército a una victoria decisiva sobre los ingleses.

Las voces que guiaban a Juana de Arco

Juana de Arco comenzó a escuchar voces en su cabeza a los 13 años. Al principio, las voces  le decían que debía ir a misa y ser una buena cristiana. Juana las atribuía al Arcángel San Miguel, Protector del Reino de Francia.

Pero a medida que pasó el tiempo, esas voces le dijeron que tenía que liderar el ejército para liberar la de Orleans.  En esos días, la estaba sitiada por los ingleses y sus habitantes ya no podían resistir. A la voz del arcángel, se sumaron las de Santa Catalina y Santa Margarita.

Convencida de que los tres mensajeros de Dios ponían esa misión en sus manos, se propuso  hablar con Carlos El Delfín. Quería un ejército que le permitiera vencer a los ingleses.  No fue fácil llegar al Delfín, pero Juana no  dejó de intentarlo. Hasta que al fin logró presentarse ante Carlos El Delfín.

¿Por qué el sucesor del trono de recibió a Juana? Por la del pueblo, que creía que la joven era una enviada de Dios. Y porque Juana mostró conocer información secreta de palacio.  Por fin, Carlos pone al mando de Juana un ejército de 4000 hombres. Con este ejército, Juana de Arco recupera varias ciudades francesas. Juana de Arco

Juana de Arco

¿Por qué oía voces Juana de Arco?

Los científicos han considerado que Juana era epiléptica. Cuando una persona padece de una epilepsia parcial idiopática, experimenta convulsiones involuntarias. Cuando entra en ese estado, la persona puede creer escuchar voces que en realidad no están allí, sino que son producto de las irregularidades neuronales.

Esta teoría surgió a partir del análisis de los del proceso de Juana de Arco a partir del cual fue acusada de herejía y brujería. Varios síntomas detallados en esos apoyan este diagnóstico.

La en la hoguera

El Obispo de Beauvais, que apoyaba a los ingleses, acusó a Juana de Arco de herejía. En especial en el proceso acusatorio se destacan las voces, que se atribuyen al demonio.

Es condenada a morir en la hoguera, y el 30 de mayo de  1431 es quemada viva.  Años después, el papa Calixto III ordenó revisar el juicio, y el papa Pio X la beatificó en 1909. Más tarde fue declarada Santa y proclamada patrona de Francia.

Поделитесь этим с вашими друзьями (Compártelo con tus amigos)

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован.