La luz pulveriza su récord histórico: el precio de la electricidad superará mañana los 291 euros por MWh

Una torre de transporte de electricidad, con la ciudad de Bilbao al fondo, en una imagen de archivo.
Una torre de transporte de electricidad, con la ciudad de Bilbao al fondo, en una imagen de archivo.EFE

El de la electricidad escalará este miércoles hasta los 291,73 euros por megavatio hora (MWh) en el mercado mayorista español, un nuevo récord histórico. En paralelo, el principal detonante de esta alza, el natural, supera también este martes su valor más alto desde que hay registros en Europa, en el entorno de los 120 euros por MWh. Los derechos de emisión de dióxido de carbono (CO2), el segundo factor más importante para el encarecimiento de la luz, flirtean también con máximos: 80 euros por tonelada. Además, tras varias jornadas de gran generación eólica gracias al paso de la borrasca Barra, el se ha vuelto a frenar. Esto ha provocado una mayor necesidad de ciclos combinados, que queman para obtener electricidad, y ha terminado de encarecer la factura. Si hace justo un año los aerogeneradores estaban generando el 24% de la electricidad consumida, hoy apenas cubren el 8%. El resultado: los actuales valores de la luz son seis veces más altos que hace un año, cuando rondaban los 50 euros por MWh, según los datos del Operador del Mercado Ibérico de Energía (OMIE).

Este miércoles la franja horaria más cara será entre las ocho y las nueve de la tarde, cuando el consumo aumenta y el subirá hasta los 319 euros por MWh. En el lado opuesto, la luz bajará —muy ligeramente— hasta los 262 euros entre las cuatro y las cinco de la madrugada, también el mínimo diario más alto desde que hay registros. El hecho de que la horquilla entre el máximo y el mínimo sea tan pequeña significa que el incentivo de los usuarios del mercado regulado para adecuar sus patrones de consumo al coste por hora es mínimo. En otras palabras: el ahorro que supone poner la lavadora o el lavavajillas de madrugada y no por la mañana o por la tarde es menor que nunca.

Nuevo paquete fiscal

Horas después de que se conociese este nuevo récord, la ministra de Transición Energética, Teresa Ribera, ha anunciado que el Gobierno está trabajando en un nuevo paquete de medidas fiscales para rebajar el impacto del alza sobre los hogares y las empresas en 2022. La línea de acción más clara parece el IVA —que este año ha pasado del 21% al 10% y que el próximo ejercicio podría permanecer en el 10% o incluso bajar hasta el 4%—. Los costes fijos de la factura eléctrica —que se han reducido en el 96% en el tramo final de 2021— apuntan a un recorte media cercano al 30% para el conjunto del año que viene, según la propuesta publicada el viernes pasado por el ministerio.

Los valores del mercado mayorista tienen impacto directo sobre el 40% de los hogares y pymes, los que cuentan con un contrato del mercado regulado o PVPC. En octubre y en noviembre, estos clientes ya tuvieron que afrontar las facturas más altas desde que hay registros: el mes pasado un usuario medio pagó 115 euros, frente a los 70 de hace un año, según los datos compilados por la organización de consumidores Facua. Por el contrario, el 60% de hogares y empresas que han optado por el mercado libre y que, por tanto, negocian directamente y caso por caso sus condiciones con las eléctricas, van sufriendo la subida a medida que vencen sus contratos. Las nuevas condiciones —salvo en casos muy excepcionales— serán, eso sí, peores, reflejando la nueva dinámica de precios altos.

Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.

Suscríbete

Tras unos meses de alta tensión, los transcurridos desde el verano, esta concatenación de factores — natural y CO₂ por las nubes, viento bajo mínimos— invita a pensar en un final de año especialmente caliente en el mercado eléctrico español: diciembre va camino de superar a octubre como el mes más caro desde que hay datos. Y los futuros prevén que la luz promedie 250 euros por MWh en el primer trimestre de 2022 y 160 en el segundo.

Una crisis energética continental

La subida estratosférica de la luz en el mercado mayorista dista mucho de ser una cuestión puramente española: se trata, más bien, de una tendencia común a toda Europa. En Francia, un país en el que la energía nuclear ha sido un factor clave para la estabilización de los precios en el pasado, el MWh marcará este miércoles 346 euros; en Alemania, 295; en Bélgica, 293; y en Holanda, 276. Incluso en Polonia, muy dependiente del carbón —que, pese a que en los últimos meses ha subido en paralelo al gas, sigue siendo una fuente de energía barata—, la luz costará 226 euros por MWh.

La Comisión Europea se ha negado por activa y por pasiva a cambiar el actual sistema marginalista de fijación de precios, por el que la tecnología que aporta el último megavatio hora en el mercado eléctrico es el que fija la retribución del resto. En el natural, que cuadruplica su en un año, Bruselas sí ha movido ficha y ultima un nuevo sistema de compras conjuntas para rebajar la factura. Estos planes, sin embargo, no tendrán efecto a corto plazo, en el que lo que más pesa es la incertidumbre geopolítica en torno al conflicto abierto entre Rusia y Ucrania y el incierto futuro del Nord Stream 2, el nuevo tubo que debería empezar a traer ruso a central en las próximas semanas.

Поделитесь этим с вашими друзьями (Compártelo con tus amigos)

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован.