PSOE y Unidas Podemos han acordado cambiar la denominación de a Valle de Cuelgamuros, recuperando así el nombre original. Así figura en una de las 30 enmiendas conjuntas de los socios de la coalición de Gobierno, que han dado un paso adelante para desencallar la ley de memoria democrática, pero aún deberán atraerse a sus aliados de la investidura para la votación final.

El objetivo es que el Valle de Cuelgamuros pase a ser un lugar de memoria histórica, optando por una resignificación que pretende hacer pedagogía sobre las circunstancias de su construcción y su periodo histórico, para así fortalecer los valores constitucionales y democráticos.

Noticias relacionadas

Por otro lado, los retratos u otras representaciones artísticas de protagonistas de la represión durante la dictadura no podrán mostrarse ni en lugares representativos ni en áreas de acceso al público. Además, se completa la revocación de las distinciones honoríficas en los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado y se suprimen los títulos nobiliarios concedidos a 33 altos cargos franquistas, como los ducados de Primo de Rivera, Calvo Sotelo o Queipo de Llano.

Pese a estas enmiendas, PSOE y Unidas podemos aún deben conseguir los apoyos de ERC y de EH Bildu para que la norma llegue a buen término. Sin embargo, este sí parece más cerca, porque entre los acuerdos figura la verde a que la justicia pueda investigar los crímenes de la guerra civil y la dictadura franquista, una de las principales peticiones de catalanes y vascos.

Compártelo con tus amigos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.