Los analistas alertan: «BBVA incrementa el riesgo del banco al apostar por su filial turca»

El BBVA llevaba meses buscando dónde invertir tras la venta de su filial en Estados Unidos a PNC por 9.700 millones de euros. La entidad bancaria finalmente ha lanzado una oferta pública de adquisición (OPA) voluntaria sobre el 50,15% de su filial turca Garanti por un valor de 2.249 millones de euros -siempre y cuando todos los accionistas estén de acuerdo en pulsar el botón de vender-. En conversaciones con este diario, los analistas alertan de que el incrementa el riesgo al apostar por tras las victoria de Onur Genç, consejero delegado de BBVA, frente al presidente de BBVA, Carlos Torres Vila.

Gisela Turazzini, CEO de Blackbird Bank, explica a OKDIARIO que «BBVA aprovecha la mejor situación geopolítica en para lanzar una OPA sobre el 100% de la compañía. Este hecho permitirá a la entidad bancaria hacer una integración total para reducir costes y mejorar márgenes». «No obstante, las dudas generadas sobre la volatilidad de la lira turca siempre han sido un problema para el BBVA que parece decidido en estabilizar su negocio en Europa del Este, más que en Estados Unidos», añade.

«Si bien la OPA sorprende, no deja de suponer una declaración de intenciones, puesto que la razón principal de la operación son las sinergias y la mejora de márgenes, así como mayor flexibilidad en la toma de decisiones», asegura Turazzini. Una operación de la que espera el «sí» de los accionistas, ya que implica comprar las acciones prácticamente en sus «máximos históricos».

Por su parte, el gestor de inversiones, Alfonso Batalla, señala que «la compra de Garantí incrementa el riesgo del al apostar aún más por un país emergente donde las tensiones geopolíticas son elevadas. Con la apuesta por su filial turca, BBVA pasará a pesar un 22% y financiará con el exceso de capital la compra del banco valorado en 2.249 millones de euros por la venta de su filial americana». «Pensamos que los minoritarios acudirán a la OPA pero todavía hay que esperar el visto bueno de las autoridades», recalca.

«Pensamos que la entidad ha apostado por por el posible crecimiento futuro de la economía. Como ha comentado la entidad, el razonamiento de la compra se centra en el potencial crecimiento futuro de por su pirámide poblacional, el crecimiento económico, los lazos comerciales con Europa y la baja bancarización», señala el gestor de inversiones. «Mientras, Estados Unidos, presentaba una elevada bancarización con un potencial de crecimiento menor y, por ello, la entidad decidió monetizar para centrarse en países cuyo crecimiento potencial a largo será superior aunque a corto asuma un mayor riesgo», apunta.

Jornadas con movimientos bruscos

Diego Morín, analista de IG, explica que «el lanzamiento de la OPA tiene atractivo para el inversor, ya que supone una prima del 15% respecto a los precios del pasado viernes, aunque a día de hoy, dichos títulos ascienden más de un 9% tras la noticia». «Además, el turco presenta buena recomendación en el selectivo de analistas, cuya operación podría ser atractiva en cuanto a los dividendos del banco otomano», añade.

«No obstante, ahora mismo sería interesante tener mesura y ver como se van desarrollando las mismas, ya que podríamos acudir a jornadas con movimientos bruscos», avisa Morín.

El analista de IG señala que «desde hace tiempo, es un mercado estratégico para el español, pese a los vaivenes que muestra por su inestabilidad política y , pero es de los mejores mercados emergentes, cuya disposición de préstamos supera el 18% y de generar mayores retornos para el banco, según ha comentado el CEO de BBVA».

Поделитесь этим с вашими друзьями (Compártelo con tus amigos)

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован.