Portazo de Colau a Podemos: no repetirá como candidata de Comuns para unirse al proyecto de Yolanda Díaz

Ada Colau no volverá a ser candidata a la Alcaldía de Barcelona. Así lo ha trasladado ya a sus colaboradores más cercanos, según ha podido saber OKDIARIO. Ella y su pareja, Adrià Alemany, principales impulsores de Barcelona en Comú, preparan su salida del proyecto asociado a para dar el salto a la política nacional de la mano de y Mónica Oltra.

Ada Colau pretende ser la candidata catalana de la nueva candidatura transversal que se empezará a trabajar este sábado en un acto convocado en liderado por la vicepresidenta segunda del Gobierno. Aunque la activista siempre había dicho que su intención era ser sólo alcaldesa y que le gustaría tener la oportunidad de liderar un tercer mandato para dar cumplimiento a su proyecto de renovación de la Condal, las malas perspectivas electorales le han impulsado a plegar velas.

La decisión de Ada Colau y Adrià Alemany, ya sin vuelta atrás, según algunos de sus colaboradores más cercanos, deja en una situación crítica a en Comú. Cabe recordar la salida, hace unos meses, de otro de los impulsores del proyecto, Joan Subirats. Los principales ideólogos de los Comuns estarán fuera de la contienda electoral de 2023. Y el hiperliderazgo de la alcaldesa, que hasta ahora tenía en su núcleo duro a Alemany, Subirats y pocos más, deja pocas opciones de relevo.

A Janet Sanz, representante de Iniciativa y enfrentada a Colau, nadie la ve como sustituta. Y como a Ione Belarra e tampoco prevén incorporarla al nuevo espacio político que impulsan Díaz, Oltra y la edil barcelonesa. Conscientes de que en breve abandonará el barco, en función de cuándo sean las elecciones generales incluso antes de acabar el mandato, los Comuns ya buscan plan B.

Después de haber logrado gobernar gracias al apoyo de la plataforma de Manuel Valls hace dos años, la dirección de BComú mira ahora hacia el PSC o ERC para seguir formando parte del municipal. A falta de encontrar un candidato, los comunes admiten que «nadie tendrá el tirón de Colau». Y eso, en ningún caso les permite pensar en una victoria electoral que, en 2019, aún con Colau, cayó del lado de ERC.

De esta forma, intentar apuntalar a un gabinete de ERC -cuyo candidato muy posiblemente no volverá a ser Ernest Maragall— o el PSC -que podría relevar también a Jaume Collboni— es la única opción de supervivencia del proyecto que nació con la intención de asaltar los cielos. Llegando a un acuerdo con uno de los dos partidos, en función de la aritmética, les permitiría seguir dentro del municipal. Y no ver peligrar centenares de cargos y ayudas a empresas y organizaciones afines.

Поделитесь этим с вашими друзьями (Compártelo con tus amigos)

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован.